Image default
Policiales

Cuatro homicidios en la provincia durante el fin de semana

El consumo problemático de sustancias fue el denominador común en todos los casos.

El sábado por la mañana, Gabriel Cullari, de 14 años, murió al ser baleado en la cabeza, aparentemente a manos de su primo, un joven de 20 años de apellido Giménez, quien se encuentra detenido. El hecho ocurrió alrededor de las 8.30 en la comunidad Sachapera II, en Tartagal.

Según una testigo, los jóvenes se encontraban en la casa de una mujer, donde habitualmente se reunían a consumir drogas y bebidas alcohólicas. Esta situación ya había sido denunciada incluso por caciques de la comunidad, quienes habían pedido que se tomen medidas.

Luego, por motivos que se tratan de establecer, se produjo un enfrentamiento y el menor salió corriendo, pero Giménez lo alcanzó y le disparó en la cabeza.

A las 8.40 un llamado alertó a la Policía sobre el hecho. Efectivos arribaron al lugar, solicitaron asistencia médica y la víctima fue trasladada al hospital de Tartagal con un diagnostico de traumatismo encéfalo craneano grave y muerte cerebral. A las 9.46 los médicos confirmaron el deceso. El agresor, en principio, se había dado a la fuga, pero fue capturado a las 2 de la madrugada. Interviene en el caso la Fiscalía de Graves Atentados contra las Personas.

El padre del adolescente asesinado radicó la denuncia, en la que expresó que se encontraba reunido con su familia cuando recibió un llamado telefónico en el que le decían que a su hijo lo habían baleado, por lo que fue hasta el lugar y testigos le indicaron que el supuesto autor del disparo era su primo, aunque las circunstancias eran poco claras. El cuerpo de la víctima fue trasladado a la ciudad de Orán para la autopsia.

Por otra parte, en la zona de La Silleta, una fiesta que tenía lugar en el lote 14 de la manzana E del barrio Los Robles, el sábado pasado por la tarde, culminó en tragedia.

Franco Braian Gonza, de 29 años, recibió un disparo en el pecho con una pistola Bersa Thunder 9 mm, arma reglamentaria de un agente de la Policía que también participaba del festejo y que fue detenido, al igual que otro hombre, mayor de edad. No está claro quien accionó el arma.

Según testigos: «Nosotros estábamos en la fiesta cuando escuchamos un tiro y vimos a Gonza malherido».

A las 19.15 el joven fue trasladado en un vehículo particular por amigos al centro de salud de San Luis. Desde allí fue derivado en ambulancia, en código rojo hacia el hospital San Bernardo, donde ingresó sin signos vitales. Presentaba una herida de arma de fuego en el tórax. Tomó intervención en el caso la Fiscalía de Graves Atentados contra las Personas. Trascendió que el agente detenido tenía dos años de antigüedad en la fuerza, que prestaba servicio en una comisaría de la zona y que conocía al fallecido. Su pistola Bersa Thunder 9 mm reglamentaria fue secuestrada. Aparentemente el cargador estaba vacío y por aparte se habrían incautado municiones. Los investigadores buscan dilucidar cuál de los sospechosos habría sido el autor del disparo.

Ayer, alrededor de las 4.30 de la madrugada llegó a la dependencia policial de El Quebrachal una joven pidiendo auxilio porque en la vereda de su casa, en el barrio Evita, su padre, Néstor Cuellar, estaba tirado con manchas de sangre.

En respuesta, los efectivos se trasladaron a ese domicilio y solicitaron una ambulancia. La víctima fue derivada al hospital local, pero los médicos confirmaron que había fallecido. El cuerpo del infortunado presentaba heridas de arma blanca.

«Cuellar había estado reunido con otro hombre identificado como Rito Tévez, de 56 años, compartiendo bebidas alcohólicas», explicó una mujer testigo. Finalmente la Policía detuvo a Tévez y más tarde a su hijo.

En Pichanal, un joven de 26 años, Juan Luna, fue asesinado el sábado por la mañana. De acuerdo a las fuentes vinculadas al homicidio, el hecho se registró cerca de las 9.10 en el barrio Misión San Francisco, tercer loteo. Tras el crimen, otro joven de 20 años fue detenido y puesto a disposición de la Justicia.

Intervino en el caso la Fiscalía Penal de Graves Atentados contra las Personas, a cargo de Soledad Filtrín.

Al parecer, y según las primeras pesquisas que surgieron en torno de la causa, el violento ataque se habría producido tras una discusión entre los jóvenes. En ese momento el sujeto acusado de ser el autor del homicidio habría apuñalado no solo al joven que perdió la vida sino también a un menor de 17 años.

Tras el enfrentamiento vecinos llamaron al Sistema de Emergencias 911. En primera instancia Luna fue hospitalizado en el centro asistencial local y luego trasladado en código rojo al hospital San Vicente de Paúl, en Orán, donde murió a las pocas horas. El deceso se produjo por heridas de arma blanca en el estómago, hemotórax, dos heridas en el tórax y una en el abdomen.

En tanto, pese a estar hospitalizado, el adolescente que también había sido apuñalado logró declarar que el autor de las agresiones era un individuo apodado el «Ogro» Facundo, de 20 años, quien fue capturado a las 15 hs., mientras se encontraba durmiendo en la casa de un familiar. La imputación en su contra era inminente.

También te puede interesar

Martín Guzmán disertó en Salta ante industriales y empresarios

Carolina Juarez

Continúa el alerta meteorológico para gran parte de la provincia

Carolina Juarez

 Una mujer estará a cargo del Servicio Penitenciario de Salta

Carolina Juarez

Buscan a un ciudadano inglés en Salta

Carolina Juarez

El fin de semana la máxima llegará a los 29 grados

Carolina Juarez

Alberto Fernández en la entrega de viviendas en Pereyra Rozas

Carolina Juarez